FotoTerapia

Las imágenes pueden crear claridad de expresión, en especial con ciertas cosas que son difíciles de decir.

La obra plástica es un lenguaje en imágenes, simbólico, metafórico, que expresa lo afectivo, las relaciones, los procesos. Es una forma de comunicación entre terapeuta y paciente que le permite a éste, comunicar contenidos, sensaciones y vivencias emocionales, que el lenguaje verbal no exprersa cabalmente.

Un enfoque holístico, fenomenológico, creativo  y construccionista desde el cual surgirán nuevas imágenes, nuevos significados y nuevos aprendizajes.

Mario Véjar

Psicólogo y Fotógrafo

FotoTerapia Noviembre 2013
FotoTerapia Noviembre 2013
Taller FotoTerapia
Taller FotoTerapia
Taller FotoTerapia
Taller FotoTerapia
Taller Grupal FotoTerapia
Taller Grupal FotoTerapia
Taller Grupal FotoTerapia
Taller Grupal FotoTerapia
FotoTaller
FotoTaller
FotoTerapia
FotoTerapia
FotoTerapia
FotoTerapia
FotoTerapia
FotoTerapia

“En los párrafos siguientes se copian, con permiso de su autor, la psicóloga canadiense Judy Weiser.

http://www.phototherapy-centre.com/

Fotografía y Terapia

Las técnicas de “FotoTerapia” utilizan las fotos personales de los pacientes y los álbumes familiares — y sus interacciones con estos catalizadores visuales — para evocar terapéuticamente los recuerdos relevantes, sentimientos e información que está contenida en las imágenes de forma inconsciente.

Las vidas secretas de las fotos personales y los álbumes familiares

Cada fotografía que una persona toma es también una forma de autorretrato, una especie de “espejo con memoria” que refleja aquellos momentos que fueron suficientemente especiales para ser congelados en el tiempo para siempre. En su conjunto, estas fotos hacen visible las historias que acontecieron en la vida de la persona, sirviendo como huellas que van marcando donde ha estado (tanto emocionalmente como físicamente) y quizás también estén señalando hacia donde estén probablemente encaminándose próximamente. Incluso las reacciones que tienen hacia postales, fotos de revistas, y fotos tomadas por otros, pueden proporcionar pistas que echen luz acerca de su vida interior y sus secretos.

El significado actual de las fotos se encuentra, no tanto en sus factores visuales, sino en lo que estos detalles evocan en la mente (y en el corazón) de cada observador. Al observar una fotografía, las personas generalmente espontáneamente crean el significado que ellos creen esta proviniendo de la foto misma, y este significado puede o no ser el que el fotógrafo originalmente intento expresar. Entonces, su mensaje (y su “mensaje” emocional) depende de quien este mirando, porque las percepciones de las personas y sus experiencias de vida automáticamente encuadran y definen lo que se ve como real. De esta forma, las reacciones de las personas hacia las fotos que encuentran especiales, pueden de hecho revelar mucho acerca de ellos mismos, si tan solo las preguntas adecuadas son formuladas.

Modo en que los terapeutas utilizan fotos para ayudar a personas a mejorar sus vidas

La mayoría de las personas tiene fotos en su entorno, sin realmente detenerse para considerar porque. Pero, porque éstas son registros permanentes de momentos cotidianos (y las emociones asociadas que están inconscientemente arraigadas a ellas), las fotos personales pueden servir como puentes naturales para acceder, explorar y comunicar acerca de nuestros sentimientos y recuerdos (incluso los que están enterrados profundamente u olvidados hace mucho), junto con otros temas de interés terapéutico que son traídos a la luz por ellas. Los terapeutas encuentran que las fotos de los pacientes frecuentemente actúan como símbolos concretos de sí mismos y objetos metafóricos transicionales que, silenciosamente ofrecen una forma de mirar hacia el interior de ellos mismos de una manera en que los métodos verbales no pueden totalmente representar o deconstruir.

Con la ayuda de un terapeuta entrenado para utilizar las técnicas de FotoTerapia, los pacientes pueden explorar de lo que tratan a nivel emocional, a parte de visualmente, sus fotos significativas personales y del álbum familiar. Esta información está latente en todas las fotos personales de los pacientes, pero cuando pueden ser utilizadas para enfocar o precipitar el diálogo terapéutico, usualmente puede resultar una conexión directa y menos censurada con el inconsciente.

Durante las sesiones de FotoTerapia, las fotos no son simplemente observadas pasivamente en una contemplación silenciosa, sino que también son activamente tomadas, posadas, habladas, escuchadas, reconstruidas, revisadas para formar o ilustrar nuevas narrativas, re-visualizadas en la memoria o la imaginación, integradas con expresiones de arte terapia, o incluso puestas en diálogo con otras fotografías.

¿Cuáles son las Técnicas de FotoTerapia?

Las técnicas de FotoTerapia involucran fotos tomadas, vistas, posadas, activamente reconstruidas, trabajadas a través de la memoria o la imaginación, y así mismo, exploradas durante interacciones con imágenes “encontradas” que fueron creadas por otras personas (incluyendo imágenes de revistas, postales, etc.).

Hay cinco técnicas básicas que se interrelacionan y que son frecuentemente utilizadas en combinación unas con otras, y a veces, junto con otras técnicas de las terapias expresivas como pueden ser el “arte terapia” o la “dramaterapia”:

  1. Fotografías del paciente tomadas por otra persona.
  2. Fotografías tomadas por el paciente.
  3. Autorretratos.
  4. Fotografías familiares o autobiográficas..
  5. Fotografía proyectiva.

La fotografía es emocionante. Revive momentos de alegría, memorias del pasado y cada imagen guarda en su silencio recuerdos que pueden ser explicados, interrogados, espacios que pueden ser descifrados.

Como las láminas del Test de Rorschach, las fotografías sirven de estímulo que dispara en forma proyectiva situaciones en las que la persona está involucrada.

La Fotografía y la Terapia va más allá de la selección de fotografías utilizadas familiarmente en la familia de origen del cliente. Cuestiona al dueño de la fotografía, por quién fue tomada, en que época, si esa imagen pudiera hablar qué diría, una serie de reflexiones preparadas para conocer situaciones de los clientes y promover una dinámica relacional en el presente, que se expresa a través de pensamientos, emociones y acciones.

La Fotografía utilizada como técnica de indagación para desbloquear relatos en las familias, traer recuerdos de situaciones olvidadas, analizar la estructura familiar, los roles, la comunicación, las relaciones, la comprensión transgeneracional del sistema familiar, fue utilizada en la década de los 70 por Anderson y Malloy y Florence Kaslow y Friedman.

“Los párrafos anteriores fueron copiados, con permiso de su autor, la psicóloga canadiense Judy Weiser.

http://www.phototherapy-centre.com/

Un enfoque holístico, fenomenológico y construccionista desde el cual surgirán nuevos significados y nuevos aprendizajes.

Mario Véjar

Psicólogo y Fotógrafo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *